Blog impulsado por militantes del PTS de Rosario

Somos un blog de discusión política rosarino, somos trotskistas e integramos la “troskosfera”, red de blogs que impulsamos compañeras y compañeros militantes del Partido de los Trabajadores Socialistas (PTS) de Argentina.

——————

Publicamos en esta sección nuestros post de presentación. 

BIENVENIDOS, DE VUELTA, A LA TROSKA ROSARIO

Tuvimos unos meses de letargo aquí en la troska Rosario, aunque anduvimos visitando otros blogs (por ejemplo, acá y acá), co-escribiendo en revistas ysuplementos, y en el periódico semanal del PTS, La Verdad Obrera.

Pero la vieja y querida troska Rosario nos siguió llamando desde el más allá, pidiéndonos que hablemos, de vuelta, en voz alta.

Lo cierto es que, por un momento, coqueteamos con la idea de hacer un blog nuevo. Nos daba la sensación de que había un cierto anacronismo, de que algo había quedado viejo, sobre todo en el nombre y en la estética de “la troska”.

La troska Rosario nació en Noviembre del 2010, a menos de un mes de la muerte de Mariano Ferreyra, un militante trotskista asesinado por la patota de la burocracia de Pedraza, bancada por el kirchnerismo, con quien la UF había compartido actos y campañas.

En la bloguería kichnerista se expresaron algunos honestos que se cuestionaron en ese momento el rumbo de un gobierno que se decía progresista pero amparaba en su seno asesinos de militantes populares; otros desde el cinismo, atacaban con calumnias increíbles, convirtiendo a víctimas en victimarios. De una u otra forma, esta bloguería había vuelto su atención hacia “los troskos”. Nosotros optamos por reafirmarnos en ese nombre que honestos y deshonestos kirchneristas usaban para señalar el símbolo de una corriente que milita en el movimiento obrero combativo, contra la losa burocrática de los “sindicatos de Perón”, convertidos en empresarios precarizadores, cómplices sindicales de empresarios para los cuales Cirigliano, el asesino de Once, es como el espejo que todo lo refleja.

Antes de eso, a poco del gran conflicto de Kraft Terrabusi, Juan Belén de la UOM había alertado contra la “zurda loca de la cuarta internacional”. Así como el trotskismo recibió su nombre de los enemigos estalinistas, así tal vez nuestro blog fue nombrado por la burocracia que enfrentamos. Por suerte no nos inspiramos mucho, porque sino le hubiéramos puesto “la zurda loca Rosario”.

Entonces dijimos, a viva voz, acá estamos los troskos.

También lo dijimos porque aquí, en esta región que los milicos nombraron “la serpiente roja del Paraná”, para ir con orden de Isabelita a llenar de falcons verdes la ciudad del poderoso Villazo; aquí, en esta serpiente roja, el primer round de la crisis económica se llevó puesta a Paraná Metal y a Mahle, con los inapreciables servicios de un gobierno nacional que trajo al Rey de la timba Cristóbal López, y de un gobierno provincial que prometió “socialismo” para socializar la desocupación. En ese momento, nuestra juventud rosarina, nicoleña y villense llenó la ruta de estudiantes. Nuestros obreros como Chiche Hernández, que había sido joven activista del Villazo, se plantó día a día a discutir el rumbo de la lucha, alertó contra una dirección sindical que se dividía entre apoyar al gobierno nacional o al gobierno provincial mientras cualquiera de los dos ofrecían lo mismo: el cierre de la fábrica. Durante esos días, conocimos a una valiosa militancia obrera, que lamentablemente tuvo que aprender de una derrota, y como toda derrota, tiene consecuencias. Los troskos quisimos, modestamente, mostrar un camino: el que unía la Ruta 9 a la Panamericana de Kraft, el que llevaba de la fábrica cerrada del patrón a la fábrica del pueblo, Zanon.

Tratamos de expresar esto también en los Centros de Estudiantes, planteando que era insostenible que 5 Centros conducidos por la izquierda no pudieran organizar a 1000 estudiantes, 500 estudiantes, ¡200 al menos!, para rodear de solidaridad estos conflictos. Que eso hubiera, quizá, cambiado el rumbo.

En fin, esto era lo que pretendíamos expresar cuando abrimos este blog. Pero, como decía el bueno de Heráclito, uno no puede bañarse dos veces en el mismo río. Las aguas han cambiado y uno ya no es el mismo.

Si se quiere, somos los mismos que en aquel Noviembre del 2010, tenemos los mismos enemigos, la misma estrategia; pero somos parte de algo más amplio que el nombre de “trosko” no expresa totalmente, o más bien, restringe a solo una de sus partes.

Hoy ya no hablamos solo como troskos, sino también como la izquierda que peleó contra la proscripción y que ganó el apoyo de más de medio millón de trabajadores y jóvenes que decidieron encontrar su identidad política votando al Frente de Izquierda que constituímos con el PO e IS. Somos la parte militante de este medio millón de voces, que incluso luego de las elecciones se fueron amplificando ante cada golpe de un gobierno que anunció su “sintonía fina”.

Somos parte de la intelectualidad que rompió la falsa dicotomía entre la oposición sojera y el gobierno formando la Asamblea de Intelectuales, artistas y docentes del FIT, para sumarse a construir una izquierda del movimiento obrero y la juventud combativa, y aportar con ideas, debates, con teoría.

Somos parte de enormes sindicatos, organizando una militancia obrera y de izquierda que empieza a tender raíces profundas, con la que se une una juventud trabajadora y estudiantil. Somos impulsores y parte de la lista bordó de la alimentación. En un gremio de 12.000 trabajadores, con 6000 con derecho a voto por la maniobra de la burocracia, bajo la dictadura patronal de más de 100 fábricas fascistas, con la gendarmería espiando y cargando los datos en el Proyecto X de Garré, contra una burocracia con sueldos de más de 70.000 pesos y un extenso aparato para decidir elecciones y voluntades. Bajo todo esto, aquellos que los kirchneristas (e incluso sectores de izquierda) llamaban marginales, sacamos un 40% de los votos. Así presentamos listas en otros grandes sindicatos como gráficos y en el neumático, o como en ATE con los compañeros del Frente de Izquierda y del FPDS.

Somos una corriente en el movimiento estudiantil que encontró en la unidad con el movimiento obrero combativo la respuesta a la larga e histórica pregunta de Lenin: ¿Qué hacer?

Somos, modestamente, parte de los que en todo el mundo enfrentamos la crisis capitalista. Somos parte del movimiento estudiantil que se levanta en Chile contra el régimen pinochetista que mantienen Piñera y la Concertación, con nuestros compañeros del PTR en la primera línea de los combates. Somos parte del movimiento juvenil que en el Estado Español rechaza en las calles los ajustes, se une a la huelga general, con nuestros compañeros de Clase Contra Clase planteando que la clave es obreros y estudiantes unidos, y construir organizaciones revolucionarias. Somos parte, con nuestros compañeros de la LTS, de los jóvenes mexicanos del #yosoy132 que se movilizan a razón de decenas de miles, Somos parte, en Francia, de la pelea para que en un país con una enorme tradición revolucionaria emerja un verdadero partido revolucionario. Y podemos hablar también de nuestros compañeros en Brasil, en Venezuela, en Bolivia, en Alemania…

Así que la troska Rosario vuelve. Y quiere expresar lo nuevo. Las nuevas aguas del río: una crisis económica ante la cual millones de jóvenes y trabajadores en el mundo se ponen en movimiento. Nos llegan los gritos de guerra de los mineros asturianos. Los del 34 y los de ahora, con sus similitudes y diferencias. Nos llega una enorme juventud que en Chile ganó las calles a razón de cientos de miles, organizó combates callejeros, tomó facultades, se sumó a la huelga general y hasta puso liceos bajo la autogestión de estudiantes y docentes. Nos llega México, Canadá, Egipto. Nos llega el reverdecer de Marx, de sus ideas, porque las condiciones bajo las cuales surgieron siguen vivas y evocan a Marx ante cada caída de cada acción de cada bolsa.

Queremos expresar a los que nadamos en este río: militantes, sí, trotskistas, sí, con el deseo de tomar nuestra estrategia, esta que preparamos en muchos años de elaboración teórica, de pruebas, victorias y derrotas en la lucha de clases, y arrojarnos con ella al río, al mar de los acontecimientos, comprobarla, mejorarla, endurecerla a fuerza de experiencia, ganar.

Bienvenidos, de vuelta.

Este es nuestro primer post, del día 7/11/2010

La Troskósfera en la serpiente roja del Paraná

por Octavio

Dicen que Dios (y el estado) atienden en Buenos Aires, lo sabemos. Por lo que uno fácilmente suele ceder a la tentación de reflexionar y escribir solamente sobre “lo que pasa allá”: crisis, internas, procesos orgánicos entre obreros y estudiantes, pujas entre intelectuales, y más. Eso forzaría a uno a resignar la tarea de que la “trotskosfera” (que puja diariamente en la disputa de ideas con compañeros como los de El Diablo, la Troskotrinchera..) extienda sus aun cortos pero vigorosos tentáculos a la vera del Paraná.

Pero se nos fueron ocurriendo motivos para hacer un blog rosarino o santafesino, amén de incentivar la reflexión y la escritura de militantes y activistas de estos lares sobre lo que pasa y sobre lo que creemos que hay que hacer desde el trotskismo. Estas razones no son despotricar contra los porteños (hay varios conversos entre nos), ni defender cuál es la segunda ciudad del país (debate que el censo 2010 saldará con toda la incuestionable neutralidad estadística del INDEC). No nos empujan pequeños chovinismos, sino grandes causas.

Empecemos: para defender la camiseta. En Santa Fe existe una casta política descendiente de Palacios y Estevez Boero (“socialista y estanciero”) que usurpa el nombre de una sociedad sin explotación (socialismo), mientras gerencia los negocios de lo más granado y garca de la burguesía nacional (cerealeras, sojeros, multinacionales como GM). En Santa Fe se rozan, con la opulencia del contraste, megaedificios vacíos sobre el río Paraná, con villorios de condenados que comen la basura que sale de esas fortalezas sociales y de emporios de la frivolidad como el Casino (ver acá y acá) del amigo Cristóbal López.Dentro del PS se dan extrañas aleaciones: no existen alas izquierda, pero sí alas derecha. Lifstchitz es expresión de eso: si hiciéramos una fórmula matemática para definirlo sería la siguiente. Lifstchitz = Binner x Macri. Hipertrofia de gestión, tendencias a Granhermanizar Rosario, nulo diálogo con gremios, exaltación de la dualización social de la Barcelona argentina.
Bajo la axila del PS, aunque no lo reconozcan, se refugian gremios como los de la CTA y agrupamientos políticos que, aunque osen criticar a Binner o a los pingüinos, viven de su progresismo light y tienen la combatividad descafeinada. La CTA provincial es el ejemplo perfecto de esto. Pero la CTA rosarina y sus grupos afines o integrantes, que se ubican más a la izquierda, no lograron nunca expresar una posición sistemática de independencia política y combatividad. Paraná Metal, sin ir más lejos, fue llevaba al matadero por esta expresión de una “izquierda” entre resignada  y cortoplacista.

Segundo: Santa Fe dio, en lo poco que duro la crisis del 2009, una idea somera de lo que tendrán que enfrentar los trabajadores cuando la espada de damocles (crisis capitalista) que oscila sobre Europa, apoye su filo en estas pampas. Una corta recesión mató a la autoparista Mahle de un tiro e hirió de muerte a Paraná Metal (ex Metcon), además de desangrar con despidos a frigoríficos y otras ramas. La política de traer empresarios salvadores (buitres) como Basualdo y López, no evitó la sangría, sino que más bien la consagró. El decoro socialista y K de llorar lágrimas de cocodrilo frente a los obreros, no evitó 1000 despidos. Sólo los anestesió y les dio un halo de cinismo. Si como decía Napoleón a los generales no hay que juzgarlos en períodos de bonanza sino como “pilotos de tormenta”, el primer chaparrón anegó las vías de salida de socialistas y K en la región.

En tercer lugar: la coyuntura estratégica actual. La política K de dar amnistía a monstruos como De la Sota y Lole, es toda una definición programática de lo que será el post-NK. Para no usar eufemismos: si el cristinismo se propone reciclar a Lole, es decir si gestos como ese dan el signo a lo que queda de su mandato (y a uno eventual en 2011), va a simplificar la experiencia de los trabajadores y sectores populares con el kirchnerismo.
Lole es bastante conocido por los argentinos, pero es muy conocido por los santafesinos. Es conocido porque es, proporcionalmente, el mandatario que más gente asesinó el 20 de diciembre de 2001: fueron 9 muertos, superando al mismísimo De la Rúa. El nombre de cada uno de los caídos y en particular del militante social Pocho Lepratti están indisolublemente ligados a ese sobrenombre tan simpático: Lole. A Lole lo junan los santafesinos que no olvidan aquel desborde del Río Salado, que asesinó a 23 vecinos y obligó a evacuar 150 mil personas. Pero los santafesinos no creyeron nunca que esto fuera una tragedia, sino que tienen esculpida en sus retinas la imagen de la inauguración de las obras sobre el margen oeste del río en Santa Fe, donde el suizo Lole lució su sonrisa de publicidad de Colgate y cortó la cinta con el ex Montonero Obeid (renúnnncieeeeeee), el ex funcionario de la dictadura Mercier, y otros. Todos ellos acompañaron a los kirchneristas en el furor pingüinero. Las obras del río nunca terminaron y los crímenes de Reutemann nunca terminaron de ser condenados.
Lole también es conocido por los patrones sojeros, es uno de sus próceres y uno de los emblemas “no positivos”. Es decir, los que, como Cobos, aprovecharon las confusiones de la crisis de la “125” para separarse del kircherismo. Como todo converso (le pasa a los ex fumadores), Lole tuvo que exagerar las críticas al lugar de donde venía: el Frente Para la Victoria. Por eso puteó y re puteó a NK y lo hacía no solamente por oportunidad electoralera, sino por autodefensa gremial: Lole tiene tierras y no le gusta que le apliquen retenciones.
Los militantes kirchneristas ya se morfan a Scioli, a los intendentes mafiosos (y amigos de la poli) del conurbano, se bancan a la burocracia sindical. Incluso, sin atragantarse mucho, avalaron a Cobos como vice, cuando era bueno y leal, pero que ya era muy facho. Pero Lole, este Lole, ya es mucho. Sin embargo, Lole se distancia de sus compañeros de ruta del PJ Federal y negocia el armisticio con el kirchnerismo, lo cual es indicador de cuánto procura Cristina dar respuesta a la expectativa de la propia juventud que la apoya de “profundizar el modelo” por izquierda.

Y por último, hacemos este blog por la tradición, por ser la región cuna de “la serpiente roja del Paraná”. No somos otros que los troskos los que recogemos las banderas de las mejores tradiciones revolucionarias de la región, la de los dos rosariazos y la del enorme Villazo, la de la emergencia violenta y revolucionaria de obreros y estudiantes en las fábricas, galpones ferroviarios, escuelas, copando el hermoso centro rosarino… ¿Quiénes van a ser, los kirchneristas que se abrazan a los burócratas como Caló, formateados por el Loro Miguel que pergueñó este golpe de estado a escala en Villa Constitución, los que hablen del Villazo? ¿Son los socialistas que reciclan funcionarios de la dictadura los que continúen estas tradiciones? ¿Va a ser la izquierda amiga de los dueños de los campos? No. Ni siquiera pueden mirar a los ojos a su pasado los que fueron líderes de esos procesos, como los dirigentes de la UOM Villa, que hoy son sombras, la piel reseca de esa enorme víbora subversiva, que hoy se saca los restos del pasado para continuar su letal obra anticapitalista. Para eso se prepara el trotskismo, para eso nos jugamos día a día a confluir con los mejores sectores del movimiento obrero, estudiantil y de intelectuales revolucionarios. Somos los troskos los que recogemos del piso las banderas de los dirigentes del Villazo, para llevarlas al triunfo. Y este blog se propone ser una de las instancias de la formación de revolucionarios para esa labor que nos gusta tanto.

Esto es La troska Rosario. Bienvenidos.

Una respuesta a “Blog impulsado por militantes del PTS de Rosario

  1. Me gustó mucho el blog compañeros!!! Tengo toda la confianza en que el Frente de Izquierda pueda unirse de un modo más genuino, e incluso me parece la mejor estrategia para hacerle frente a la derecha a ultranza que, lamentablemente, logró recalcitrar tantos corazones argentinos.
    Soy del PO de Cañada de Gómez, pero nací en Rosario. Me parece fundamental que la línea de Trotsky sea conocida en lugares donde no abundan las universidades… Todos por la Izquierda en el 2013!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s