Stonewall, un día de lucha por nuestra liberación

Hoy se cumplen 42 años de la rebelión de Stonewall. Me parecía pertinente compartir algo que escribieron compañerxs de la Juventud LGTB del PTS de Rosario, que estarán participando hoy de las actividades en la ciudad por el día del orgullo. Aprovecho para invitar también, a los lectores porteños, a participar de una mesa debate que se realizará mañana en el Hotel Bauen a las 18.30hs entre canditatxs LGBT, entre los cuales estarán nuestro compañero Julio Rovelli  (de la Juventud LGTB del PTS y candidato a legislador por el Frente de Izquierda) y María Ranchid. Para los que no puedan esperar, aquí hay un pequeño anticipo del debate.

Stonewall, un día de lucha por nuestra liberación

El día del orgullo conmemora la batalla de Stonewall que a más de 42 años sigue siendo tan actual como entonces. Stonewall nos convoca y nos interpela porque Stonewall expresa una gran discusión sobre cómo conseguir todos y cada uno de nuestros derechos negados. Hay muchos que nos quieren hacer creer, que las conquistas del colectivo son concesiones o regalos que vienen desde arriba, desde los gobiernos nacionales o provinciales, pero sabemos que no es así. Fue la enorme lucha de miles de gays, lesbianas, trans, bisexuales…etc… las que comenzaron con esta batalla y pusieron en cuestión la persecución y represión de la cual somos víctimas por tener una sexualidad no heterosexual, por no querer seguir los mandatos cristianos de la familia heteronormativa. Fueron años y años de lucha contrala Iglesiaque nos decía pervertidos, desviados, enfermos… y esto no ha terminado porque aun escuchamos a estos monseñores, curas y pedófilos opinando y metiéndose en nuestras camas como sucedió antes de la aprobación del matrimonio igualitario, como sucede cuando mueren más de 300 mujeres al año porque nos niegan el derecho al aborto.

Desde la juventud LGTBI del PTS opinamos que vamos a conquistar nuestros derechos poniendo en pie un amplio movimiento de lucha en las calles que retome la mejor tradición de Stonewall, y no transformándonos en funcionarixs de los mismos gobiernos que ceden algunas de nuestras demandas, pero siguen sosteniendo ala Iglesia, a la policía y a los

empresarios. El gobierno de Cristina quiere arrogarse la conquista de nuestros derechos, como el matrimonio igualitario, desconociendo todos los años de lucha, e incluso la cantidad de compañerxs que murieron por la represión y persecución del Estado.

Por eso es tan dañino que distintos referentes de nuestro movimiento, se transformen en funcionarios ya que de esta manera terminan justificando el doble discurso del gobierno que reprime a las comunidades originarias como los QOM de Formosa y a los maestros de Santa Cruz. O los que avalan a Binner y su falso socialismo, mientras aumenta el presupuesto para la policía de Feced, la misma que nos persigue y reprime día a día, o aparece abrazado al cura genocida Cassareto y con la golpista Sociedad Rural.

Esta integración al Estado capitalista no sirvió para conquistar más derechos, sino para promover la idea de que no es necesario organizarnos y luchar, sino que debemos esperar que las soluciones vengan desde arriba, a lo sumo tratando de conseguir algún cargo como funcionarios de este Estado.

Nos quieren imponer la idea de que lo máximo a lo que podemos aspirar es a una libertad “gay friendly” y marketinera como enla Rosariode Lifchitz ola Capital Federalde Macri donde parece que nuestras históricas demandas son un hecho turístico, que solo nos quiere como consumidores, votantes, o esclavos asalariados.

La integración al Estado no es gratuita y es la negación de la perspectiva planteada por Stonewall.

Desdela Juventud LGTBdel PTS luchamos en forma totalmente independiente del Estado capitalista y de todos sus partidos, porque creemos que nuestros derechos no se mendigan sino que se conquistan con la lucha, tal como nos enseñó Stonewall.

Este sistema social que nos oprime es el mismo sistema que condena a la opresión, atropello, explotación y humillación de millones de seres humanos en todo el mundo. Por eso, desdela Juventud LGTBdel PTS, contra la integración al Estado y los gobiernos capitalistas, queremos oponerle una juventud que se revele y se organice en forma independiente para construir una gran alianza junto a los trabajadores, a los maestros, a los pueblos originarios, a los estudiantes y todos los sectores explotados y oprimidos que comparten con nosotros la misma necesidad de enfrentar a este sistema.

La crisis capitalista que explotó primero en Estados Unidos y ahora en Europa es un espejo donde debemos mirarnos. Cuando los empresarios lo crean necesarios nos van a venir a atacar con todo lo que tienen. Ya vimos como en el 2009, ante el primer cimbronazo,en la provincia de Santa Fe, cerraron las fábricas como Mahle o Paraná

Metal con la complicidad del gobierno nacional y provincial. Ni hablar de la tercerización laboral, que nosotrxs sabemos muy bien de que se trata ya que día a día debemos ocultar nuestra identidad sexual en muchos casos o se nos hace imposible acceder al mercado laboral por nuestra orientación sexual, y si lo hacemos son en condiciones paupérrimas con sueldos miserables. Nuestras demandas no son la excepción y lo conquistado van a estar cuestionado, ni que hablar de todo lo que nos falta, como el derecho al aborto o la ley de identidad. Por eso luchamos codo a codo con los trabajadores, con los inmigrantes, con los pueblos originarios, contra este sistema capitalista, queremos invitarlxs a todxs a sumarse a esta lucha que retoma las banderas de Stonewall en una perspectiva anticapitalista.

Somos parte de la juventud LGTB del PTS y somos parte del Frente de Izquierda y de los Trabajadores. También en las elecciones nos plantamos de frente contra los empresarios y sus partidos. Nuestros candidatos son luchadores obreros y populares, de la juventud, del

movimiento de mujeres y activistas LGTBI como Julio Rovelli que es candidato a legislador porteño. Y estamos muy contentxs porque en Neuquén ya hemos tenido un primer triunfo, ganando un legislador provincial, nada menos que un obrero ceramista de Zanon bajo gestión de sus propios trabajadores. Estos luchadores no van a cobrar como los políticos del sistema, sino que cobrarán lo mismo que en la fábrica y el resto lo donaran mes a mes para los fondos de lucha. Somos una izquierda distinta, una izquierda que se organiza en las fábricas, en los barrios, en las escuelas y en las universidades.

Somos una izquierda que lucha en las calles, que lucha en los parlamentos, que lucha también con las ideas. Somos una izquierda que quiere cambiar de raíz este sistema porque en ello se juegan los derechos de todos los explotados y oprimidos.

Ley de Identidad de Genero YA!

Basta de persecución y discriminación a las personas LGTB.

Por la anulación de todos los códigos contravencionales

Justicia para Natalia Gaitán y Julieta Torres

Por el derecho al aborto legal, seguro y gratuito.

Separación definitiva dela Iglesiay el Estado. Basta de meterse con nuestros cuerpos y nuestras camas. Ni un peso más parala Iglesiacatólica y las escuelas religiosas. Que los curas vayan a laburar!

Juventud LGTB del PTS

Anuncios